2018-09-03

Imagen principal de la nota

Las más bellas poesías de María Elena Walsh

Las letras de las canciones de María Elena Walsh son obras poéticas de gran belleza y con un valioso contenido literario, que además encierran mensajes diferenciados según la edad del lector.

Reino del revés - gato que estudia inglés
Gato que estudia inglés
Veamos por ejemplo la poesía de la canción "El reino del revés":

Me dijeron que en el reino del revés
nada el pájaro y vuela el pez.
Que los gatos no hacen miau y dicen yes
Porque estudian mucho inglés.

Vamos a ver cómo es
El reino del revés
Vamos a ver cómo es
El reino del revés

Me dijeron que en el reino del revés
nadie baila con los pies.
Que un ladrón es vigilante y otro es juez
Y que dos y dos son tres.

Vamos a ver cómo es
el reino del revés.
Vamos a ver cómo es
el reino del revés.


Me dijeron que en el reino del revés
cabe un oso en una nuez.
Que usan barbas y bigotes los bebés
y que un año dura un mes.



Vamos a ver cómo es
el reino del revés.
Vamos a ver cómo es
el reino del revés.

Me dijeron que en el reino del revés
hay un perro pekinés.
Que se cae para arriba y una vez
no pudo bajar después.

Vamos a ver cómo es
el reino del revés.
Vamos a ver cómo es
el reino del revés.

Me dijeron que en el reino del revés
un señor llamado Andrés
tiene mil quinientos treinta chimpancés
que si miras no los ves.

Vamos a ver cómo es
el reino del revés.
Vamos a ver cómo es
el reino del revés.

Me dijeron que en el reino del revés
una araña y un ciempiés
van montados al palacio del marqués
en caballos de ajedrez.

Vamos a ver cómo es
el reino del revés.
Vamos a ver cómo es
el reino del revés.

Este poema de María Elena Walsh tiene dos lecturas según la edad a la que se lea: para el lector infantil, el poema representa una invitación al mundo de los disparates y de lo absurdo. Para el lector adulto, el poema es una denuncia social de los tiempos y realidad que le toca vivir. Un ejemplo es la estrofa que dice "un ladrón es vigilante y otro es juez", o "un año dura un mes" (refiriéndose probablemente a lo poco que duran los salarios de un trabajador promedio en Argentina).

Otro caso para el análisis es la Canción para tomar el té (clic aquí para continuar leyendo).

Otras poesías de María Elena:

Manuelita la tortuga

El brujito de Gulubú

La reina batata

Marcha de Osías

Canción para vestirse

La vaca estudiosa


También puede interesarte: