11 may. 2016

Ideas para hacer la tarea: cómo escribir una leyenda

¿Te pidieron que escribas una leyenda para el cole? No te preocupes, no es tan difícil. Aquí te explicamos en qué consiste una leyenda y te damos algunas ideas para escribirla.

Para chicas y chicos en edad escolar

Las leyendas son historias anónimas, transmitidas por tradición oral, que narran hechos fantásticos (irreales) o sucesos de los que no puede comprobarse su veracidad. En las tradiciones de los pueblos originarios existen muchas leyendas que explican curiosidades naturales (como podría ser una montaña con una forma particular, o un animal de un color llamativo) atribuyendo su creación a dioses o seres mitológicos. Una clase de leyenda, llamada leyenda urbana, narra hechos asombrosos que bien podrían ser ciertos (es decir, no son fantásticos), pero se desconoce el origen del relato y no hay forma de averiguar si tales hechos ocurrieron en realidad.

Cebras camufladasUna forma de escribir una leyenda consiste en ponerse en el lugar de un nativo que observa con curiosidad algún aspecto de la naturaleza que le resulta llamativo y, desconociendo su causa u origen, intenta explicarlo como si fuese consecuencia de hechos ocurridos entre seres sobrenaturales. Aquí va un ejemplo/idea: ¿por qué las cebras tienen rayas? Podría ser porque originalmente fueron caballos blancos creados por un dios que, ante el temor de que otro dios envidioso se los robara, decidió pintarles rayas negras para camuflarlos entre la maleza. La leyenda podría ser algo así:

En el principio de los tiempos, el dios de los animales, llamado Gurgatón, creó una raza de caballos de pelo blanco que lo hacían sentir orgulloso por su belleza. Al mostrárselos a su hermano Buentigón, dios de las piedras, éste sintió una fuerte envidia y un deseo de robarle a su hermano todos esos hermosos caballos blancos.

Para evitar que su hermano se los robara, Gurgatón decidió esconder los caballos en un bosque de cañas, y para ocultarlos mejor, les pintó rayas negras verticales que se confundían con las sombras de las cañas. De esta forma, Buentigón nunca pudo encontrar los caballos que había creado su hermano. Para protegerlos más aún, enseñó a los hombres que esos animales no eran caballos, sino una nueva especie llamada cebra.

De esta forma, las cebras estuvieron a salvo bajo la protección del dios de los animales..


¿Te gustó esta leyenda? Dejame tus comentarios. ¡Espero que te sirva para hacer tu tarea!